Semana 18/05/2021 al 21/05/2021

CONTEXTO

El pasado 24 de marzo se suspendieron las clases presenciales por definición de las autoridades, alcanzando a los más de 342 mil niños y niñas de inicial y primaria de escuelas públicas de todo el país.

40 días después, el 3 de mayo comenzó el retorno a las clases presenciales en forma gradual y escalonada. A la fecha se encuentra habilitada la presencialidad en centros educativos públicos a los que asisten aproximadamente 195 mil niños y niñas. Es así que se mantienen sin fecha de retorno a la educación presencial aproximadamente 147 mil escolares.

RELEVAMIENTO

En la semana del 18 al 21 de mayo se relevaron 139 grupos diferentes de inicial y primaria de 69 escuelas públicas del país.

Definiendo a la presencialidad como el porcentaje de horas de clase presenciales respecto a las horas que corresponderían según el horario de la escuela, del relevamiento de FOEP surge que la presencialidad promedio de la semana fue 23%.

Considerando clases virtuales las interacciones sincrónicas con docentes de forma no presencial, surge que el promedio de las horas de clases virtuales fue 11% de las horas que corresponderían según el horario de la escuela. Analizando por separado los datos para grupos de 1º a 6º se obtiene que el promedio de las horas de clase virtuales fue 14%.

Los grupos que retomaron las clases presenciales lo hicieron con horarios y frecuencias dispares. Se observa que no están siendo ampliamente convocados a asistir todos los días y todo el horario, ya que del relevamiento surge que fueron convocados en promedio el 67% de las horas en relación al horario habitual de la escuela. Horas de clases virtuales fueron excepcionalmente registradas en grupos con actividad presencial habilitada.

Mientras tanto, los grupos que continúan sin retornar a la presencialidad, están teniendo videoconferencias en promedio solo el 17% del tiempo que debían estar en la escuela, incluyendo encuentros con docente a cargo del grupo, talleristas y otros docentes.

DISCUSIÓN

Para el retorno a la presencialidad no fueron anunciadas modificaciones de distanciamiento u otros cambios en el protocolo que lleven a convocar a menor cantidad de niños y niñas, por lo que el bajo porcentaje de horas de convocatoria (67%) inferior al registrado en el mes de marzo (79%), lleva a preguntarnos si se debe a recomendaciones de la autoridad sanitaria que no hayan sido comunicadas o anunciadas. Otra causa puede ser que no se haya dado solución al funcionamiento de los comedores de todas las escuelas de tiempo completo y tiempo extendido, con la consiguiente imposibilidad de asistir todos los días y todo el horario.

Si bien los recursos utilizados por el cuerpo docente para la comunicación, entrega y corrección de tareas de niños y niñas son variados (tareas por plataforma Crea, por teléfono, por mail, etc.) y no se limitan a videoconferencias, cuantificarlos excede a los objetivos de este relevamiento. Igualmente cabe preguntarse cuál es el porcentaje óptimo de horas de interacciones sincrónicas con docentes en relación a la realización de tareas individuales. No se traduce en el relevamiento un plan de complementación de presencialidad con virtualidad para los grupos que retornaron a clases presenciales asistiendo menos días o menos horario que el habitual de la escuela. Puede deberse a que se planifica que retomen la presencialidad plena en el corto plazo o a que aún no se hayan tomado medidas que lleven a dejar de perder horas de clase para estos grupos.

Mayores aún son las interrogantes referidas a los 147 mil niños y niñas que no tienen prevista fecha de retorno a la presencialidad y representan el 60% de la matrícula de primaria. Teniendo en cuenta que se trata de grupos de 1º a 3º y en mayor número de 4º a 6º grado, podemos plantearnos la interrogante en cuanto a la suficiencia de las clases virtuales del 17% del tiempo que estarían en la escuela.